Compartir
La noche del miércoles, mientras acompañaba las tareas de limpieza de las brigadas nocturnas en la Costera Miguel Alemán, saludé a ciudadanos que convivían en uno de los lugares que han reabierto sus puertas tras el paso de Otis.
Les expresé que me daba gusto ver que aún en la adversidad, la zona turística de Acapulco comienza a presentar interacción y convivencia.
Acto seguido continuamos los recorridos, ahora en colonias del puerto, La Voz de la Cañada, para ser exactos, como se publicó en este espacio.
La nota asevera que trabajadores municipales se encontraban departiendo en un bar. Por el contrario, las últimas semanas, compañeras y compañeros de áreas operativas y administrativas se encuentran realizando tareas de limpieza en la ciudad, dejando alma y corazón en ello.
Las imágenes de esta labor, las subimos día con día aquí. Difundirlas y convocar a la participación, sería favorable para Acapulco.
Invito a los medios a verificar sus fuentes y no difundir información falsa. Se aceptan las críticas, las mentiras no.
*(Nota de la oficina de Comunicación Social del gobierno municipal de Acapulco)

Comentarios

comentarios