Ayuntamiento de Chilpancingo cumple 24 horas cerrado por trabajadores sindicalizados

Compartir

Chilpancingo, Gro. 19 de noviembre de 2020.- Este jueves se cumplieron 24 horas de la toma y cierre del Ayuntamiento de Chilpancingo por parte de trabajadores de la sección 28 del SUSPEG que exigen el pago de sus salarios y prestaciones laborales.

A esta protesta se sumaron empleados de la sección 14 del Sindicato Independiente, los de la 11 del Sindicato Estatal de Trabajadores Administrativos y de Intendencia del Gobierno del Estado y Municipios.

Además, el Sindicato de Trabajadores del Ayuntamiento de Chilpancingo (SITACH) y los de la sección 15 del Sindicato Independiente de la Comisión de Agua Potable y Alcantarillado de Chilpancingo (Capach), creando, de manera «histórica», un frente de organizaciones sindicales.

En conferencia de prensa a las afueras del Palacio Municipal, ubicado sobre la avenida Ignacio Ramírez, en el centro de la ciudad, los líderes de las cinco agrupaciones, Pedro Martínez Martínez, Domingo Salgado Martínez, Teodora Castro Casarrubias, Amada Ramón Zamora y Asunción Rodríguez Flores, respectivamente, denunciaron que el alcalde Antonio Gaspar Beltrán se niega a pagarles sus quincenas y prestaciones.

Tan sólo a los empleados de base de la sección 28 del SUSPEG, las autoridades les deben prestaciones como despensas, fondo de previsión social, fondo de aportación voluntaria, cuotas, pagos de marcha, seguro de vida, cuyo adeudo asciende a más de 30 millones de pesos.

Los dirigentes coincidieron en que, en medio de esta pandemia, sus representados no pueden seguir laborando sin un seguro de vida y con raquíticos salarios, por lo que exigieron un incremento del 30 por ciento con retroactivo al día 1 de enero.

Respecto a la toma del Ayuntamiento, Martínez Martínez denunció que alrededor de la 1:00 de la mañana de este jueves, funcionarios de la administración local violaron el candado que mantenía cerrado el inmueble e ingresaron para sustraer documentos, por lo que los responsabilizaron de cualquier pérdida.

Finalmente, los dirigentes advirtieron que en caso de que no haya una respuesta a sus demandas laborales por parte del alcalde perredista, el próximo lunes marcharán sobre las vías de comunicación federal.

Comentarios

comentarios