No convence a tenedores nueva oferta de recompra

Compartir

Foto: Cuartoscuro

Inversionistas del Nuevo Aeropuerto Internacional de México (NAIM) rechazaron el nuevo plan para recompra de deuda que hizo Hacienda

CIUDAD DE MÉXICO.

Inversionistas del Nuevo Aeropuerto Internacional de México (NAIM) rechazaron el nuevo plan para recompra de deuda que hizo Hacienda.

Para el Grupo de Tenedores de Bonos Ad Hoc de MexCAT, que representa más del 50% del total de las emisiones, la nueva oferta hace mejoras, pero sin garantías adicionales de pago.

Los problemas fundamentales siguen siendo tales que el grupo no puede respaldar la propuesta”, dijeron.

AÚN ES INSUFICIENTE, RESPONDEN BONISTAS
Un grupo de tenedores de bonos del Nuevo Aeropuerto Internacional de México (NAIM) rechazó el nuevo plan de recompra de deuda presentada por el gobierno federal.

El denominado Grupo de Tenedores de Bonos Ad Hoc de MexCAT, que representa más del 50% del monto total de las emisiones, argumentó que la nueva oferta si bien hace mejoras, no da garantías adicionales de pago.

Reconocemos que la propuesta enmendada hace mejoras sustanciales, pero los problemas fundamentales siguen siendo tales que el grupo no puede respaldar
la propuesta”.

En un comunicado, Hogan Lovells, representante del grupo de inversionistas, sostiene que si bien hay una cláusula adicional por incumplimiento del pago, relacionado con la apertura de aeropuertos alternativos (Santa Lucía y Toluca), no hay garantías adicionales para compensar la eliminación de la protección de garantías originalmente acordadas de Texcoco.

Consideran que los tenedores de bonos permanecen sin fuentes de pago sustitutivas efectivas y que los términos de la propuesta son insuficientes para compensar la reducción o eliminación completa del volumen de pasajeros en el Aeropuerto Benito Juárez, la cual se espera como resultado de la apertura de dichos aeropuertos alternativos.

También se describe una eliminación de los incumplimientos cruzados existentes entre las series existentes de bonos de MexCAT, lo cual es inapropiado y debe aclararse si no es intencional”, mencionaron.

Ésta es la segunda ocasión que el grupo de tenedores Ad Hoc rechaza el plan de recompra del gobierno federal.

La primera oferta lanzada el 3 de diciembre planeaba para 900 dólares por cada mil dólares invertidos en el NAIM, y además había un incentivo de 50 dólares a quien vendiera anticipadamente y otro de 7.50 dólares a quien aceptara modificar las condiciones de los contratos.

La segunda propuesta dada a conocer el 11 de diciembre planteaba pagar mil dólares por cada mil dólares invertidos en estos instrumentos; dar 10 dólares por cada mil en papeles a quienes decidieran vender sus bonos, y también 10 dólares a quienes no vendieran, a cambio de aceptar modificar las condiciones de los contratos.

Dichas modificaciones significan que el pago a los bonistas ya no estará respaldado en el futuro por las operaciones del NAIM, que se pretende cancelar, sino que estaría soportado por la operación del actual Aeropuerto Internacional de la Ciudad de México (AICM) Benito Juárez a través de la Tarifa de Uso Aeroportuario (TUA).

Los tenedores de bonos consideraron, además, que la oferta debería extenderse al 21 de diciembre de 2018 y no 19 de diciembre como se ofertó.

El grupo Ad Hoc Bondholder, que consiste en un grupo de grandes instituciones internacionales de inversión, “todavía desea y espera con interés discutir sus inquietudes y las resoluciones propuestas con el Fideicomiso del NAIM (MexCAT)”.

Cabe recordar que el objetivo del gobierno federal es evitar un conflicto financiero con los tenedores de bonos que fueron emitidos para la construcción del NAIM.

Durante la administración pasada fueron colocados seis mil millones de dólares en bonos y la nueva administración busca recomprar 1,800 millones de dólares de esos papeles para pagar a los inversionistas.

REPUNTARON PRECIOS
El precio de los bonos emitidos para la construcción del NAIM, con plazo a 10 años, ayer se ubicó en 91.30 dólares por título,
un repunte de 5.3%, de acuerdo con Reuters.

Asimismo, el precio del bono correspondiente a 30 años incrementó su precio en 6.8%, para llegar a 91.29 dólares por título.

Estos incrementos resultaron después de que el gobierno federal mejoró las condiciones de la recompra de bonos por mil 800 millones de dólares, a un valor de 1,000 dólares por cada 1,000 que se tuvieran de principal, más un premio de 10 dólares por consentimiento a los que participen en la recompra, y a quienes no también, pero que aceptasen modificaciones en las condiciones en los bonos.

La oferta anterior, misma que fue rechazada, establecía un pago de 900 dólares por cada 1,000
de principal.

El repunte de ayer se sumó al del 3 de diciembre, de 8.3 y 11.2% para los plazos de 10 y 30 años, respectivamente, pues el nuevo gobierno propuso la recompra para evitar que los bonos cayeran en impagos tras el anuncio de cancelación del NAIM, y con ello se detonaran demandas.

-Paulo Cantillo

Fuente: Excélsior

Comentarios

comentarios

About the author

Artículos relacionados