Derrumbes obstruyen la carretera México-Acapulco

Compartir

Bernardo Torres | API Guerrero

Juan R. Escudero, Gro.- Al menos una decena de grandes derrumbes, obstruyen la circulación en la Carretera Federal México-Acapulco sobre el tramo Chilpancingo-Tierra Colorada, a consecuencia del sismo de 7.1 grados ocurrido la noche de este martes.

Los primeros se encuentran entre los poblados de Palo Blanco y Acahuizotla, donde toneladas de roca, tierra y árboles se desprendieron del cerro bloqueando al menos la mitad de la cinta asfáltica.

Más adelante en dirección al Puerto de Acapulco entre los poblados de El Ocotito y Tierra Colorada, se desprendieron enormes rocas de varias toneladas que obstruyen de manera total la circulación al menos para vehículos pesados, mientras los compactos pasan con dificultad.

Personal del Ayuntamiento de Juan R. Escudero trabaja desde las primeras horas en la apertura de brechas, retirando maleza y escombro con pico y pala para habilitar un carril para ambos sentidos.

Cabe destacar que, a pesar de la magnitud de los deslaves, no se observa presencia de ninguna corporación estatal, Protección Civil o Tránsito para alertar del peligro que representan los desprendimientos de roca sobre la carretera.

Cerca de Tierra Colorada, decenas de tráiler y camiones tipo Torton hacen fila en espera de que llegue maquinaria pesada para reabrir la circulación en esta una de las vías principales entre el Puerto de Acapulco y la Ciudad de México.

Comentarios

comentarios