Entregan a la FGE a dos presuntos «roba chicos» que pretendían linchar en Mazatlán

Compartir

Chilpancingo, Gro. 26 de Octubre del 2020.- Habitantes del poblado de Mazatlán, Municipio de Chilpancingo desistieron de su intención de linchar a dos presuntos «roba chicos», y tras un alegato con autoridades estatales finalmente los entregaron a la Fiscalía General del Estado (FGE).

El presunto rapto habría ocurrido alrededor de las 10:00 de la noche del sábado en este poblado, y los presuntos agresores, (un hombre y una mujer), capturados por elementos de la Policía Comunitaria, y sometidos a un juicio popular este lunes por la mañana en la sede de la Comisaría.

Frente a la comunidad, la pareja de presuntos agresores se defendieron y presentaron sus argumentos negando en todo momento los hechos, pero no fueron suficientes para convencer a la población que en reiteradas ocasiones amagaron con lincharlos.

La pareja acusada es originarios: el masculino de Michoacán, y la femenina de Torreón Coahuila, lo que pareció bastante sospechoso para la familia y pobladores, y decidieron retenerlos en un primer momento para entregarlos a las autoridades que se negaron a acudir hasta este lunes.

El comandante de la Policía Comunitaria, Nery Ortiz Romero dijo que no es la primera vez que la autoridad se niega a hacer su trabajo, por lo que esta vez no estaban dispuestos a liberarlos y esperar a que ocurra una tragedia como pasó en Tixtla la semana pasada.

Al lugar llegó el secretario de Seguridad Pública, David Portillo Menchaca, el subsecretario de Asuntos Políticos Martín Maldonado del Moral, el secretario de gobierno del Ayuntamiento, Antonio Orozco Guadarrama y el Fiscal Regional de la Zona Centro, Ernesto Jacobo García para buscar una solución al conflicto.

La población se mostró visiblemente molesta por la tardía respuesta de las autoridades y encararon al secretario de Seguridad Pública con quien discutieron por varios minutos hasta el arribo de elementos de la Guardia Nacional y elementos de la Policía Estatal con equipo antimotines, para el caso de que la situación escalara.

También advirtió que no permitiría un linchamiento y que de intentarlo procedería a utilizar la fuerza pública para restablecer el orden.

Portillo Menchaca pidió que procedieran conforme a la ley e insistió en que se le permitiera trasladarlos a la FGE y se procesaran conforme a la ley.

Finalmente los ciudadanos y agraviados accedieron a firmar una minuta donde se comprometieron a aportar todas las pruebas, presentar denuncias y declaraciones ante la FGE para la conformación de la carpeta de investigación en contra de los implicados en el probable delito.

Pasado el mediodía, una vez logrados acuerdos, los familiares del menor que fue rescatado, la comandante de la Policía Comunitaria de la localidad Nery Ortiz se trasladaron a las instalaciones de la FGE para fortalecer la denuncia y se proceda conforme a la ley.

Comentarios

comentarios