De Frente. Las Vacas de Morena (Video)

Compartir

Por: Miguel Ángel Mata Mata

0.

¿Cómo andarán revueltas las cosas en MORENA que ayer, a pregunta inducida en un programa de radio en Chilpancingo, fue el priísta, Manuel Añorve Baños, quien dio un paso a la civilidad política en tiempos que, estando el piso tan parejo ¿Para qué tanto brinco?

Un reportero preguntó sobre el video donde promueven el nombre de Pablo Amilcar Sandoval durante la entrega de programas sociales federales.

— “Hizo bien Pablo Amilcar al deslindarse ante la autoridad de lo que dijo un empleado”, dijo.

— “No hay metiche que quede bien”, sostuvo el priísta quien envió, así, un mensaje de solidaridad al morenista delegado del gobierno federal en Guerrero.

Civilidad política. Honrar, honra.

1.

En Guerrero, el partido del gobierno, el Movimiento de Regeneración Nacional, no halla la manera de conciliar las vulgares ambiciones ni la condición humana de quienes pretenden administrar los recursos ajenos, de la entidad, en beneficio propio.

Las encuestadoras daban, hace seis meses, un cuarenta por ciento de intención del voto, “si la elección se llevase a cabo en éste momento”, en Guerrero, a MORENA, contra apenas doce puntos de su más cercano contendiente, el Partido Revolucionario Institucional.

Ese panal, lleno de miel pura, despertó la vulgar ambición de políticos que recuerdan la máxima de Ramón Sosamontes, cuando el PRD era todo poderoso: “si ponemos a una vaca, la misma que gana la elección”.

Las encuestas, sin embargo, son como un fotograma.

Son como una película donde las frecuencias de cada uno de esos fotogramas hacen una película. En el cine mudo: 16-18 fotogramas por segundo hacen una imagen que se mueve; en el cine convencional, son 24 fotogramas y en el digital son 30 o más.

2.

Las aspiraciones de los morenistas, sin embargo, han crecido como aquellas imágenes del cine mudo al cine digital. No han pasado por un proceso de maduración. Como decía Darvelio Arredondo, el cantante de Guerrero: “pasaron de tiernos a podridos” ¿Por qué?

Porque, por andar en sus pleitos, no han reparado que, de seis meses, a la fecha, las encuestadoras dan 32 puntos a MORENA contra 22 del PRI, seguido de un PRD con ocho puntos. Ese dato, más otro de carácter interno, revelan la intensidad violenta con que se maneja el partido del gobierno en Guerrero:

En el segundo semestre del 2018, una vez ganada la elección federal, Yeidckol Polevnsky convocó a la primera asamblea nacional de su naciente partido. Al evento asistió el presidente electo y se tomaron las primeras decisiones que impactarían en la elección intermedia del año 2021.

Ante la bataola de millones que quisieron inscribirse en el padrón de MORENA, Yeidckol cerró la puerta a “los tránsfugas que, ahora que ganamos, ven la oportunidad de corromper a nuestro partido. No lo vamos a permitir”, dijo.

Al cerrar los registros a nuevos militantes, también aprobaron que, en la elección intermedia del 2021, serían candidatos a cualquier cargo de elección popular sólo los militantes registrados antes de esa asamblea que, si la memoria no falla, se llevó a cabo un 18 de agosto del 2018.

Aunque dejaron abierta la puerta a que un 25 por ciento de sus candidatos podrían ser externos…

3.

Por eso Félix Salgado Macedonio, quien es militante de MORENA, así lo hizo saber en redes, una vez que le jalaron las orejas desde el centro del país, por andar promoviéndose.

En realidad, quisieron quitarlo del camino de quien sí se promueve con recursos del gobierno federal, Pablo Amilcar Sandoval Ballesteros.

La respuesta a ese jalón no se hizo esperar: acusaciones en la FEPADE en contra del súper delegado: una de parte del diputado Rubén Cayetano García, y otra por el ingeniero agrónomo, Eloy Romero Gatica.

¿A quién favorecen estos pleitos? Obvio: a Luis Walton Aburto. ¿Por qué?

Porque, a pesar de que no aparece en el viejo padrón de MORENA, sí está contemplado en el 25% de candidaturas que serán entregadas a los externos, y cuya autorización será dada en Palacio Nacional.

4.

Rogelio Ortega, Beatriz Mojica, Rubén Cayetano, Alberto López Rosas, Adela Román Ocampo, han hecho públicas sus aspiraciones a la candidatura a gobernador por el partido que, insiste, “si ponemos vacas, las hacemos ganar”.

Otros, inclusive priístas, creen que, por haber sido postulados por el partido verde a presidencias municipales, como la de Acapulco, podrían repetir como candidatos y ganar por MORENA ¿Vacas paridas en MORENA?

El lunes por la noche, la autora de esos candados, Yeidckol Polevnsky, dijo a Carlos Marín, en El Asalto a la Razón, que otro asunto que se prohibió en aquella asamblea fue la integración de grupos, o tribus, porque “eso fue la muerte del otro partido (PRD)”, recordó.

5.

Quienes aspiren ser vacas en el 2021, deben cumplir el requisito de aparecer en aquel viejo padrón o ser considerados por la cúpula del palacio nacional como externos. Tampoco deben pertenecer a las nuevas tribus de MORENA, según lo prohíbe su estatuto.

Pero aquí ya hay tribus: felixistas, pablistas, Lopezrosistas, Orteguistas, Mojiquistas, Cayetanistas, Adelistas y los que se acumulen.

¿Y los que quieren ser regidores, diputados locales, federales o alcaldes?

Lo sentimos: si no aparecen en aquel viejo padrón, o son borregos en alguna tribu encabezada por un aspirante a vaca gorda, no serán candidatos ni a reina de la primavera.

Comentarios

comentarios