Mujer deprimida abandona a su bebé en una calle de Tlapa

Compartir

Josefina Aguilar Pastor

Reportera

Chilpancingo, Gro., a 7 de julio de 2019 (Síntesis de Guerrero). – Un juez podría ser quien resuelva el conflicto entre el Dif municipal del Tlapa, el ministerio público y la mujer que al padecer supuestamente depresión post parto, abandonó a su hijo en la calle, dentro de una bolsa de plástico.

Ramón Navarrete Magdaleno, presidente de la Comisión de Derechos Humanos del Estado de Guerrero (CDHEG), comentó que este es un asunto que no corresponde a su jurisdicción, deberá resolverlo un juez debido a que ni el DIF municipal de Tlapa ni el ministerio público, han podido llegar a un acuerdo, por lo que seguramente tendrá que ser un juez el que determine a quien entrega al menor.

“Hay imputaciones del abandono del niño en una bolsa de plástico, cerrada herméticamente, me llegan los informes, y que por suerte la bolsa estaba un poco rota y pudo sobrevivir el menor, y es parte de la investigación”, por ello, es el órgano jurisdiccional el que deberá resolver, si el bebe es devuelto a su madre biológica o lo entrega en adopción definitiva al matrimonio que actualmente lo mantiene bajo su cuidado, refirió el ombudsman.

Navarrete Magdaleno, consideró que en este caso, los psicólogos deberán hacer una valoración de la medre del menor, para determinar si está o no en condiciones de cuidarlo, debido a que hay un primer diagnóstico, -que determinó que sufría depresión post parto-, pero deberán ser las autoridades jurisdiccionales, las que una vez con todos los elementos, la versión de la madre, de las autoridades y los médicos, el juez decida lo conducente.

El presidente de la CDHEG, dijo que dicha dependencia no tiene injerencia en el caso, solo ha otorgado acompañamiento a ambas partes, tanto a la madre del menor como a la familia que actualmente lo cría, “padres de acogida”, no de adoptivos puntualizó, porque no ha habido el proceso oficial de adopción; para ello, tendrían que entregar al niño e iniciar los trámites reglamentarios  “tienen la voluntad de regresarlo cuando la autoridad judicial se los indique, ellos no están negándose”, afirmó  el funcionario.

Señaló que sería muy comprometido que en estos momentos, el DIF de Tlapa o el ministerio público, entregara en adopción al bebé sin un proceso legal de adopción y sin un deslindar a quien debe entregarlo, “si la ley no le da facultades ni al DIF ni al ministerio público que haga la entrega de un menor a alguien, podría incurrir en alguna responsabilidad”, apuntó.

De acuerdo al Centro de Derechos Humanos de la Montaña Tlalchinollan, Yaqueline Cruz Nemorio, de 23 años, dio a luz a Luis Miguel el 29 de octubre de 2018, en el hospital de Tlapa, al padecer trastorno depresivo, y sin plena conciencia de sus actos, dejó al bebé en una calle; y el DIF municipal de Tlapa, lo entregó a una familia, que lo cuida ahora, sin llevar a cabo el debido proceso legal de adopción.

Comentarios

comentarios