Costa Chica, devastada por “Max”

Ometepec y San Marcos, los municipios más afectados; los daños son aún incalculables

Sedena activó el Plan DN-III, apoyado por Protección Civil del Estado y los Municipios

San Marcos, Gro. 14 de Septiembre del 2017.- El huracán “Max” devastó la región Costa Chica la tarde de este jueves, principalmente a los municipios de San Marcos y Ometepec que quedaron prácticamente bajo el agua, mientras que se cortó el puente de “Las Vigas”, que forma parte de la carretera que conecta con Acapulco.

“Max” tocó tierra cerca de las 15:40 horas en la Costa Chica de Guerrero, en la zona colindante entre Copala y Marquelia, provocando fuertes lluvias en toda la región y el puerto de Acapulco, con ráfagas de viento superiores a los 100 kilómetros por hora.

Los primeros reportes indican que después de las 16:00 horas empezaron a desbordarse ríos y arroyos, inundando calles y viviendas en decenas de pueblos y las cabeceras municipales, principalmente en San Marcos y Ometepec.

Hay varios pueblos incomunicados por cortes carreteros, entre estos, el puente de “Las Vigas” en la carretera Acapulco-Pinotepa Nacional, que quedó aislado.

El reporte oficial de Protección Civil indicaba hasta las 19:00 horas que, en San Marcos había un registro de 200 viviendas afectadas por el desbordamiento de un arroyo en la colonia Zapata, mientras que el puente de la colonia Quinta Sección, presentó daño en el terraplén, por lo que se bloqueo el paso de automóviles.

Fotografías difundidas por pobladores a través de redes sociales, muestran los fuertes daños que está provocando el huracán, así como patrullas de la Policía Municipal y, al parecer la casa y vehículo del presidente municipal, bajo el agua.

Hubo zonas donde el agua alcanzó una altura de más de dos metros, quedando las casas de un piso casi cubiertas, mientras que decenas de familias estaban atrapadas en los techos o segundos pisos de sus viviendas.

En Ometepec, ciudadanos tambien lanzaron alertas a través de redes sociales con imágenes que mostraban calles inundadas hasta por un metro de altura, mientras que en Marquelia y Cuajinicuilapa también se reportaron inundaciones por los desbordamiento de ríos y arroyos, así como en zonas de playa.

Por todos lados en la región se observaban personas tratando de rescatar documentos, aparatos o muebles, así como vehículos flotando o volcados, arrastrados por las corrientes.

Varios puentes fueron reportados como colapsados o, superados por los afluentes. Extraoficialmente, se supo de una persona muerta en San Marcos.

En las playas, algunos hoteles fueron utilizados como albergues, así como escuelas y auditorios en los municipios que no son costeros, debido a que cientos de personas fueron fueron evacuadas de sus hogares

Tan sólo en Cuajinicuilapa, el presidente municipal Constantino García Cisneros, informó que en la comunidad de El Terrero fueron evacuadas de sus hogares 106 personas y, albergadas en la comisaría.

En ese municipio, el río Santa Catarina incremento considerablemente su nivel, mientras que en Marquelia, el río del mismo nombre ya había desbordado de algunas partes.

Ante estos daños que aún son incuantificables, personal de la Secretaría de la Defensa Nacional (Sedena) aplicó el Plan DN-III en las zonas de mayor devastación. (Agencia Periodística de Investigación)

Fuente: Edgar de Jesús/Jonathan Cuevas/API

About the author

Artículos relacionados

JOIN THE DISCUSSION